En momentos en que se cuestiona la rigurosidad de los partidos políticos a la hora de escoger a los candidatos que figuran en sus papeletas, el controvertible ex legislador del Partido Popular Democrático (PPD), Luisito Farinacci, intenta volver a correr por el precinto 61 de Ponce.

A mediados del 2011, un jurado determinó que Farinacci Morales era “no culpable” por los cargos de agresión y amenaza en aquel entonces contra su esposa, Liza Yajaira Rivera Colón. Sin embargo, las acusaciones por violencia doméstica, le costaron su escaño en la Cámara de Representantes.

Farinacci, quien asegura que no mirará hacia el pasado, ha estado muy activo recientemente en actividades del PPD. También se le ha visto en redes sociales en su nueva faceta de padre.